Ilusiones que… no acabamos de compartir

Posted on 1 julio, 2011 por

0


Hace unos días, el diario Público se hacía eco de un llamamiento que tituló Intelectuales y artistas piden “reconstruir la izquierda”, en el que 23 personas, algunas realmente mediáticas, han proclamado su adhesión a un manifiesto titulado Una ilusión compartida, en el que solicitan la regeneración de La Izquierda.

Seguramente sea un llamamiento sincero, puede que ellos se lo crean de verdad. No hay duda que esos sentimientos de reconstrucción son compartidos por la “España zurda” desde hace muchos años (sólo que la sensación de progreso los había adormecido), pero la izquierda que estos personajes representan ya no inspira ni despierta ilusiones. Aunque el grupo es heterogéneo, abundan los que tienen su popularidad en horas bajas, con lo que el efecto conseguido ha sido contrario al que buscaban.

  • La mayoría de los comentarios que dejaron los lectores de Público a pie de la noticia son claros y rotundos. Hablan de oportunismo, de cinismo e hipocresía. No podemos olvidar, por ejemplo, que:
  1. algunos de los firmantes apoyaron al PSOE en las elecciones generales del 2008
  2. casi ninguno se pronunció públicamente sobre la, todavía viva, guerra con/contra Libia
  3. ni sobre los recortes efectuados por el gobierno de Zapatero
  4. muy pocos criticaron públicamente la violencia de la policía sobre l@s Indignad@s

¿Dónde estabas entonces, cuando tanto te necesité?

  • Cabe resaltar que en el manifiesto no hay ni una sola petición al gobierno para que efectúe un giro de timón en política económica y social. Y no hay ni una sola propuesta nueva, ni siquiera una mención a las que han salido de las asambleas de las plazas.
  • El escrito está impecablemente redactado, hace una lectura cruda de los tiempos que nos toca vivir y, seguramente, muchos indignados lo suscribirían… si no fuera porque parece esconder un llamamiento, más desesperado que nunca, al bipartidismo que tanto daño nos ha hecho.
  • El guiño que hacen al Movimiento #15M en el escrito (aunque probablemente desprecien el voto nulo y el voto en blanco que ha generado y que generará), recuerda más bien al mal de ojo porque se les adivina asustados, entre otras cosas:
  1. por la merma de presencia mediática que sufrirán algunos si, como parece probable, el PP gana las próximas elecciones generales, y la que la #Spanishrevolution les ha robado y les robará,
  2. por un futuro incierto en el que las actividades culturales de las que vive la mayoría de ellos pasarán a un tercer o cuarto plano presupuestario,
  3. y por la violencia que se está viviendo en Grecia, no vaya a ser que se contagien de ella los perroflautas españoles.

Lo que produce cierta extrañeza es la presencia de 2 personas vinculadas a ATTAC. Sin duda les ha servido para maquillar la acomodada posición social del resto.

Los firmantes del manifiesto han dado la sensación de creerse “salvadores” de una Izquierda que muchos de ellos han ayudado a prostituir con sus silencios cobardes y con sus adhesiones interesadas. Pretenden transmitirnos la idea de que la unión de toda La Izquierda es aún posible. Y todo ¿para qué? ¿para cambiarlo todo sin que nada cambie?

El panorama se antoja esperanzador para algunos, para otros, menos. Lo que no puede escapársenos nunca es que cada cual tiene derecho a perseguir su sueño, a tratar de materializar su utopía 🙂

A todo esto…, la derecha se sigue frotando las manos.

Anuncios
Posted in: opinión